Tenemos nueva web

Esperamos que la disfrutes. Con todas estas novedades, pueden producirse errores, por lo que pedimos disculpas si un botón no funciona o si algunos links o enlaces no son perfectos. Estamos trabajando para que todo salga bien.

¿Cómo transportar a tu gato?

Algunos cuidadores de mascotas sienten que sus gatos se estresan mucho cuando hay que llevarles al veterinario. Incluso hay quienes se abstienen de llevar a su gato al veterinario, con el fin de aliviar al gato del estrés que se asocia con la visita veterinaria.

Lo que le causa estrés a tu gato cuando va a visitar el veterinario, puede deberse a varias cosas: que el gato se siente preocupado por estar en una jaula, que se enferma en el coche o se asusta por los extraños olores e impresiones en la clínica, entre otras muchas pequeñas cosas.

Tarde o temprano todos los gatos necesitan acudir al veterinario, por ejemplo, cuando se enferman o se lesionan, necesitan ser vacunados, para cualquier control de salud o incluso para eliminar el sarro de sus dientes, así que para que evitar que esa falta de revisión conlleve un problema mayor, te damos una serie de consejos básicos. 

El transportín

El transportín no sólo debe utilizarse en contextos "negativos".  Puedes tenerlo siempre en casa con la puerta abierta, en una superficie suave y cómoda y con algún caramelo dentro para transformarlo en un lugar seguro y acogedor. Tendrás más éxito si empiezas con esto cuando el gato es joven, porque lo asociará con experiencias positivas en lugar de desagradables como viajes en coche o visitas veterinarias, aunque nunca es tarde.

Si es completamente imposible meter al gato en la jaula, la forma más fácil es levantar al gato con sus patas traseras en una caja colocada en su espalda con la puerta hacia arriba. Aún más fácil es si la puerta se coloca en la parte superior del soporte.

El coche

Asegúrate de que tu gato se acostumbra a los viajes desde que es un gatito. Los viajes cortos, preferiblemente en un transportín donde se sienta seguro, pueden convertir a los gatos en verdaderos entusiastas de los coches. Y evita si es posible hacer sólo viajes en coche a la clínica veterinaria.

Si tu gato suele enfermar cuando viaja en coche, también puedes proporcionarle medicamentos para amortiguar las náuseas siempre con la receta de tu veterinario. 

La clínica

Si a tu gato no le gusta la sala de espera de la clínica, puedes dejarlo esperando en el coche mientras te avisan desde recepción. Una vez dentro, asegúrate de que no haya otros gatos o perros cerca, o puedes tener asignado un lugar más separado donde esperar. Coloca el transportín en alto, como la silla o una mesa, porque a los gatos les gusta tener una visión general y normalmente se sienten más seguros en lugares altos.

Feliway

Feliway es una llamada feromona que es similar a las propias fragancias del gato y que tiene un efecto calmante en el gato. No es una droga, si no que se aplica en el entorno del gato (coche, transportín), ya sea como un spray o como una caja que está conectada a una toma de corriente. Rocia el coche o el transportín, unos 15 minutos antes de la salida. El producto se utiliza en muchos lugares para reducir la experiencia de estrés del gato.

 

 

 

Póngase en contacto con un veterinario

Si cree que los síntomas son los adecuados para su animal, le recomendamos que se ponga en contacto con un veterinario para una consulta.

Error

Ha ocurrido un error. Esta aplicación puede no responder hasta que no se recargue