Teckel

El teckel es un maravilloso perro de compañía, muy popular y con una gran personalidad. Si lo que buscas es un perro enérgico, juguetón, tozudo y cariñoso, esta raza es perfecta para ti.

Teckel

Información Básica

Origen

Los antepasados del teckel son perros de caza y terriers ingleses, alemanes y franceses. Se dice que su nombre proviene de «perro tejón», debido a que se solían utilizar para cazar a este mustélido. De hecho, la raza se desarrolló con el objetivo de que escarbaba hasta llegar a la madriguera de un tejón. Gracias a su cuerpo alargado, garras afiladas y patas cortas son excelentes escarbadores y cazadores bajo tierra. En el siglo XIX los teckel adquirieron prevalencia como mascotas y no como cazadores. La raza fue muy popular entre la realeza europea, convirtiéndose en un miembro más de las familias reales. La reina Victoria de Inglaterra fue una de las personalidades amantes del teckel. Esta popularidad caería en picado posteriormente. Debido a su origen alemán, la Segunda Guerra Mundial afectó negativamente a la opinión que de este perro se tenía. Tras un par de décadas, su popularidad volvió a crecer. Hoy en día, el teckel no es solo la «pareja perfecta» de los cazadores, sino que también un fiel compañero familiar. De hecho, desde los años 50 está siempre en los puestos más altos en las listas de razas más populares.


Carácter


A pesar de su pequeño tamaño, el teckel tiene una gran personalidad. Gracias a las maravillosas cualidades que posee, es un perro de compañía muy querido. Es un buen perro de familia; se lleva muy bien con los niños pequeños y es un excelente guardián. Es una raza energética, resistente y pasional, con un temperamento equilibrado. No obstante, son muy independientes, lo que provoca a veces una actitud tozuda.


Nivel de actividad


A pesar de que su tozudez pueda ser un obstáculo en su adiestramiento, el teckel es un perro muy activo. Si te armas de paciencia, siendo congruente y teniendo una actitud positiva, tanto tú como él disfrutareis de manera continua. Son perros que necesitan paseos diarios y juegos. Si un teckel está aburrido o se siente solo puede no portarse bien. Si no se les controla la alimentación pueden padecer sobrepeso, lo que terminaría sobrecargando su ya de por sí frágil lomo. Dos paseos (de longitud moderada) al día deberían ser suficientes. Para evitar lesiones, no permitas que el teckel suba o baje escaleras o salte a los muebles.


Cuidados del pelaje

 

Presenta tres tipos de pelaje: pelo corto, pelo duro y pelo largo. El cuidado del pelaje dependerá del tipo del mismo. Algunos pelajes requerirán más cuidados que otros. La capa del pelo corto no requiere un cuidado especial; la de pelo largo se debe cepillar y peinar de manera regular para evitar que se enmarañe. Los de pelo duro necesitarán tanto que se les cepille como que se les corte el pelo de manera regular.


Adiestramiento


El teckel es un versátil perro de caza con un excelente olfato. Al tratarse de una raza criada para ser cazadores, al teckel contemporáneo le gusta escarbar, ladrar y olfatear lo desconocido. Sus instintos de caza hacen que estén constantemente atentos para enfrentarse a lo desconocido, lo que puede provocar ladridos inesperados. Debido a su tozudez, su entrenamiento puede suponer un desafío. Es importante dejarle claro quién es el jefe. De lo contrario se puede acentuar su tozudez y comenzará a mostrar un carácter agresivo.

Al teckel le encanta perseguir a otros animales, juguetes o pájaros, así que déjalo que juegue mucho. Si se sienten motivados aprenden con rapidez, por lo que no es conveniente repetir una y otra vez el mismo ejercicio, ya que podrían aburrirse. Haz uso de refuerzos positivos tales como alabanzas verbales y recompensas.

Hay casos en los que el entrenamiento doméstico puede ser un problema con esta raza. El teckel no siempre entiende por qué es necesario hacer las necesidades en el exterior, por lo que la paciencia y la coherencia son fundamentales. Como con todos los perros, los cachorros el teckel suelen ser destructivos, así que además del entrenamiento doméstico, un entrenamiento con barreras ayudará a mejorar el comportamiento de tu mascota. Además, es bueno que se relacione con todo tipo de personas desde cachorro para asegurar que sea un perro sociable. Haz que socialice con tus visitas y llévalo a parques concurridos.


Tamaño y peso

Los teckel típicos tienen un cuerpo potente y largo con patas cortas y rechonchas. Hay tres tipos de teckel atendiendo a su tamaño, diferenciándose según las dimensiones torácicas.

Color


Aunque esta raza presenta una amplia variedad de colores y de combinaciones, los más comunes son el negro y el manchado, rojizo marrón y gris.


Particularidades de esta raza


Debido a las características del cuerpo del teckel es importante prestarle atención a su lomo. Es una buena idea instalar rampas o escalones para que el teckel pueda acceder a los muebles sin saltar, evitando así que se dañe la espalda al saltar desde el sofá o la cama. Para proteger su espalda, agarra al teckel colocando el brazo por debajo de su lomo desde la parte posterior y sujetándolo en la parte del tórax. Llévalo manteniendo su cuerpo en posición horizontal.


Enfermedades hereditarias


El teckel es una raza con buena salud que suele llegar a cumplir una edad avanzada. Presenta, sin embargo, riesgos de lesiones en el lomo, en especial si padece de sobrepeso. De hecho, las hernias y otros problemas de la columna vertebral son mucho más frecuentes en el teckel que en otras razas. Es fundamental que los criadores lo tengan en cuenta al criar esta raza. En muchos países hay programas de cría especiales que incluyen un escáner de la columna. Como propietario debes prestar atención a las siguientes enfermedades:

Alimentación


Como ya se ha resaltado, es muy importante tener siempre presente que un teckel con sobrepeso puede padecer problemas graves. Estos problemas no afectan solo a su salud sino también a su largo lomo. Comparado con otros perros de su tamaño, esta raza tiene un gran apetito. La elección de la comida más adecuada dependerá del tamaño, el nivel de actividad y la edad, entre otras cuestiones. Una dieta sana acompañada de paseos y juegos que lo ejerciten mantendrá en buen estado la salud del perro.

Ten presente las necesidades nutricionales específicas de tu perro en su primer año a la hora de escoger la comida. En caso de duda, consulta a tu veterinario.

Cinco datos curiosos sobre el teckel

  1. El teckel es un perro tozudo. Sé paciente y congruente en su adiestramiento.
  2. Presenta tres tipos de pelaje: pelo corto, pelo duro y pelo largo.
  3. Debido a su cuerpo tan peculiar, es muy importante que el teckel no padezca sobrepeso ya que su columna podría verse afectada.
  4. Gracias a su instinto innato, es un buen compañero de caza.
  5. Es un perro que se aburre con facilidad, por lo que deberás modificar las actividades y ejercicios.

¿Qué raza de perro es adecuado para mi?

Realiza el Test