Carlino

El carlino es un pequeño compañero muy querido que necesita mucho cariño y atención por parte de su familia. Nos encontramos ante una raza terca y divertida a la que le gusta jugar, pero también acurrucarse en el sofá.

Carlino

Información Básica

Origen

El carlino es una antigua raza de perro, que se remonta a hace 2000 años.  Los carlinos se criaban para hacer compañía a las familias gobernantes en China, y eran muy valorados por los emperadores chinos. Los perros reales vivían rodeados de lujos y se dice que los soldados los custodiaban. El carlino llegó a Europa más tarde, en el siglo XVI, cuando los mercaderes holandeses regresaron a Europa con ejemplares de la raza. La leyenda cuenta que la raza se convirtió en la mascota de la Casa Real de Orange de Holanda cuando un carlino salvó la vida del príncipe con sus ladridos para avisarle de un ataque de las tropas españolas.

Carácter

El carlino es un perro pequeño con mucha personalidad, curiosidad y un gran sentido del humor. Esta raza se caracteriza por ser muy graciosa y por su afán de lucirse y de ser el centro de atención. Es una raza de perro sencilla, así como un compañero alegre y fiel. No esperes que el carlino cace, vigile o recupere objetos. Los carlinos se criaron para hacer compañía, y eso es precisamente lo que mejor se les da: ansían cariño y serán muy infelices si la devoción que sienten no es recíproca.

Nivel de actividad


El carlino pasará con mucho gusto la mayor parte del día acurrucado en el sofá. Sin embargo, el carlino también es juguetón, enérgico y activo, y su dueño puede mantenerlo en forma con ejercicio diario, por ejemplo, con paseos juntos y sesiones de juegos en el jardín. El ejercicio físico diario es importante para que la raza se mantenga fuerte y sana. Sin embargo, los carlinos no toleran bien el calor por su cara chata y no deberían hacer deporte en el exterior cuando haga demasiado calor. En su lugar, dale un paseo por la mañana o por la noche cuando se esté más fresco en la calle.

Cuidados del pelaje

El pelaje corto y suave del carlino necesita un mantenimiento mínimo, pero puede volverse graso y soltar un poco de pelo. Los baños y los cepillados habituales ayudarán a que siempre esté limpio y a retirar los pelos sueltos, sobre todo durante primavera y otoño.

Adiestramiento

Como perro de compañía, a esta raza le encanta complacer a su familia. Por lo general, entrenar a los carlinos es fácil y todo un placer, y pueden participar (y destacar) en numerosos deportes caninos. Le encantan las chuches y pueden usarse como buena motivación. Al carlino le gusta estar con su familia y se pone triste si se queda solo; la socialización temprana y el adiestramiento desde cachorros son positivos para esta raza.

Tamaño y peso

El carlino es un perro pequeño, cuadrado y compacto. Puede pesar de 6,5 a 8 kg y suele medir de 25 a 35 cm de altura.

Color

Esta raza tiene un pelaje fino y brillante que podemos encontrar en diversos colores, siendo los más comunes el cervato con las orejas y el hocico oscuro, el negro y el marrón oscuro.

Particularidades de esta raza

Para el carlino, el estrés por calor y la insolación son extremadamente peligrosos. Su corto hocico dificulta la respiración en esta raza, lo que significa que también tienen problemas para bajar la temperatura cuando hace calor.  Mantén a tu perro dentro de casa con aire acondicionado para mantenerlo fresco. Si no dispones de aire acondicionado, deja un ventilador encendido y asegúrate de que tenga agua fresca en todo momento. Si eres testigo de síntomas como problemas para respirar, babeo, vómitos o diarrea, llama a tu veterinario.

Las arrugas del carlino también requieren una atención especial. Esos pliegues pueden ser focos de infección si se acumula la humedad o la suciedad. Debes secarle las arrugas después de cada baño y limpiarlas entre baño y baño. Este tipo de perro también es propenso a sufrir gingivitis, que puedes prevenir con chequeos dentales frecuentes y usando un cepillo de dientes pequeño y suave, y pasta de dientes para perros.


Enfermedades hereditarias

El carlino de cara chata tiene un mayor riesgo de sufrir problemas de salud graves. Como hemos mencionado anteriormente, su corto hocico dificulta la respiración en esta raza, lo que significa que también tienen problemas para bajar la temperatura cuando hace calor.  Las insolaciones son bastante comunes y pueden ser mortales. Muchos carlinos necesitan una operación para mejorar la función respiratoria. 

Esta raza es propensa a numerosas enfermedades, como a una afección llamada síndrome braquiocefálico, que se caracteriza por tener las fosas nasales obstruidas y el paladar alargado. Además, engordan con facilidad y sufren enfermedades oculares por los grandes ojos que se les salen de las órbitas. Desafortunadamente, esas son solo algunas de las enfermedades que pueden atacar a tu carlino. He aquí otros problemas a los que tendrás que prestar atención:

Alimentación

Utiliza alimentos de calidad con tu carlino. Asegúrate de comprar una comida que proteja la salud de la piel, ya que esta raza es proclive a sufrir afecciones cutáneas. La vida sedentaria del carlino y su vida sedentaria hacen de la obesidad un problema muy real. Sin embargo, puede evitarse haciendo ejercicio de forma habitual y con una dieta equilibrada. Como dueño de un carlino debes hacer alarde de una gran contención. No lo deleites con comida. Aliméntalo con las cantidades apropiadas, limita las golosinas y fomenta la práctica de deporte.

Tipo

Perro de compañía

Cinco datos curiosos sobre el carlino

  1. El carlino es una de las razas de perros más antiguas, que se remonta a hace 2000 años.
  2. El carlino se convirtió en el perro oficial de la casa de Orange de Holanda después de que un ejemplar salvara la vida del príncipe con sus ladridos para avisarle de un ataque.
  3. Los carlinos son unos glotones y comerán de más si les das la oportunidad. Como ganan peso con facilidad, pueden ponerse obesos rápidamente.
  4. Esta raza necesita compañía y cariño por parte de su familia. Se caracteriza por ser muy graciosa y por su afán de lucirse y de ser el centro de atención.
  5. La cara chata del carlino implica un mayor riesgo de problemas respiratorios y oculares y no toleran el calor. No deben salir a la calle cuando haga mucho calor.

¿Qué raza de perro es adecuado para mi?

Realiza el Test