¿tiene fiebre mi perro?

Temperatura normal del perro: ¿tiene fiebre?

Preguntarnos si nuestro perro tiene fiebre es bastante común cuando notamos que el animal se muestra demasiado tranquilo, triste o sin energía. Pero, ¿cómo identificar la fiebre en perros? Conocer cuál es la temperatura normal en perros y aprender a identificar si nuestro compañero tiene unos grados de más es verdaderamente útil en estos momentos de duda.

Además, saber identificar la fiebre en perros nos servirá de ayuda para prevenir posibles enfermedades posteriores. A continuación, te contamos las claves para identificar la fiebre canina y saber cómo actuar ante ella.

Síntomas de la fiebre en perros

Si tu perro se muestra raro, decaído o apático puedes realizar un chequeo rápido y sencillo para saber si realmente las causas de su actitud se deben a unos grados de más o fiebre.

Hay que tener en cuenta que la temperatura corporal de los perros es diferente a la de los humanos: se considera fiebre en perros cuando su temperatura supere los 39 grados, siendo realmente peligroso a partir de los 41 grados. No debemos alarmarnos si la temperatura de nuestro perro oscila entre los 38 y lo 38,9 grados ya que la temperatura  normal en perros suele estar en ese rango.

Algunos de los síntomas más claros que pueden indicarnos que nuestro perro tiene fiebre son:

Aunque existen otras técnicas y remedios caseros para identificar la fiebre en perros cómo palpar la zona de las ingles o las orejas, la manera más eficaz para saber si se trata de fiebre es mediante un termómetro rectal. De esta forma obtendremos la temperatura exacta del animal inmediatamente. Por ello, acude a tu veterinario ante la mínima sospecha de que pueda tratarse de fiebre para que analicen su estado de salud y controlen su temperatura.

Cómo bajar la fiebre en perros

Si tu perro tiene fiebre, es muy importante que acudas al veterinario para poder averiguar el origen de esos grados de más y poder estabilizar la temperatura del animal cuanto antes.

No obstante, si acudir a una clínica veterinaria es imposible ni tampoco puedes ponerte en contacto con un experto, puedes actuar cuidadosamente para intentar bajar su fiebre. Recuerda que en ningún momento deberás medicar al animal por tu cuenta sin el asesoramiento de una persona experta.

Hacer uso de agua fría es uno de los remedios caseros que podrás realizar de manera segura para intentar bajar la fiebre al perro cuando ir al veterinario no es una opción. Así, puedes humedecer una toalla húmeda y mantener al animal envuelto en ella con el objetivo de hacer bajar la fiebre. Puedes utilizar también paños, esponjas e incluso bañarle con cuidado con agua fría durante no más de 10 minutos. De esta forma, humedecerás la piel del animal para así intentar conseguir que poco a poco la fiebre vaya descendiendo de forma regular.

Recuerda que debes acudir a una clínica veterinaria siempre que puedas ya que una subida fuerte de fiebre puede costarle la vida a nuestro amigo peludo.