infección orina perros

Infección de orina en perros: síntomas y tratamiento

La infección de orina en perros (también conocida como cistitis) es una inflamación de la vejiga y el uréter, ocasionado normalmente por una infección de origen bacteriano. Esta alteración urinaria puede provocar graves molestias en nuestro perro por lo que es fundamental acudir al veterinario al menor síntoma o sospecha.

A continuación, te contamos información relevante sobre esta infección que afecta a un alto porcentaje de perros durante al menos una vez en la vida.

¿Qué es la infección de orina en perros?

Las causas de una infección de orina en perros, al igual que sucede en los humanos, suelen ser de origen bacteriano. A pesar de que es frecuente que afecte a nuestro peludo en algún momento de su vida, en la mayoría de los casos las infecciones permanecen subclínicas.

Por ello, es fundamental conocer los síntomas y aprender a diagnosticar cuando nuestro perro puede estar sufriendo una infección de este tipo para acudir al veterinario y solventar la infección con el mejor tratamiento.

Síntomas de la infección de orina en perros

Es necesario conocer los posibles síntomas que puede padecer nuestro perro con una infección de orina o cistitis. Así, podremos acudir rápidamente al veterinario, diagnosticar la infección y establecer un tratamiento efectivo.

Algunos de los principales síntomas de la infección de orina en perros son:

Es importante evaluar y diagnosticar la gravedad de la infección de orina en perros con el fin de descartar cistitis crónica u otras enfermedades relacionadas como el aparato urinario como pueden ser los cálculos urinarios o el carcinoma. Así, el diagnóstico de la infección de orina en perros suele realizarse mediante exámenes microscópicos, tiras recreativas o urocultivos.

Tratamiento para la infección de orina en perros

El tratamiento para frenar los síntomas de la infección de orina en perros o curarla de manera definitiva debe ser establecido por un veterinario. Además, la elección de uno u otro tratamiento se realizará tras analizar la orina con diferentes pruebas.

Normalmente la administración de antibióticos y antiinflamatorios suele ser la manera más común de controlar el dolor de la infección. Además, es fundamental garantizar la correcta hidratación y alimentación del perro ya que un pH adecuado y una orina abundante ayudará a limpiar la uretra y a evitar el crecimiento de dicha infección.

También tenemos tener en cuenta que determinados alimentos están especialmente diseñados para cuidar el tracto urinario y acelerar la recuperación del animal.

¿Cómo prevenir la infección de orina en perros?

Una vez ha aparecido la infección de orina en perros, es necesario solventar los síntomas y dolencias mediante tratamientos específicos. Sin embargo, es posible prevenir dicha infección con algunas sencillas rutinas como:

Con estas sencillas recomendaciones podremos facilitar la eliminación de bacterias a través de la uretra ya que el pH de la orina del perro influye directamente en el avance de la infección. Observa los comportamientos de tu peludo, proporciónale cuidados y, en caso de presentar algunos de los síntomas nombrados, acude a tu veterinario de confianza para erradicar el problema de raíz.