gatogordooenforma

¿Tu gato está en forma?

Los estudios muestran que tanto los gatos excesivamente delgados como los obesos tienen una esperanza de vida más corta. Quizá piensas que es difícil determinar esta condición en tu gato, así que desde AniCura te contamos cómo se comprueba con unos sencillos pasos.

Obesidad en gatos

La obesidad en los gatos es un problema mayor y común en el mundo occidental, sobre todo hoy en día. A menudo esta obesidad es causada por un exceso de comida y demasiado poco ejercicio. Esto significa que el gato está tomando más calorías de las que hace uso, y por lo tanto almacena esto como grasa corporal.

Como ya sabrás, la obesidad viene unida a otros problemas como la diabetes, problemas articulares y disminución de la función inmune, por mencionar algunos. Los gatos esterilizados y los gatos mayores suelen ser más propensos a aumentar de peso. Un gato esterilizado tiende a aumentar de peso más fácilmente porque su tasa metabólica disminuye, por lo tanto, necesita menos alimentos.

 

Cómo comprobar el estado de tu gato

Cuando se trata de gatos y su peso, raza y edad importan, por lo que la mejor manera de averiguar cómo está tu gato es aprender a evaluarlo. Te enseñaremos ¡es bastante fácil!

En primer lugar, asegúrate de que tu gato está relajado y cómodo antes de evaluarlo.

  1. Revisa las costillas de tu gato. Suavemente, pero con las manos firmes, acaricia a tu mascota a lo largo de su caja torácica. Las costillas deben ser fáciles de sentir con una ligera presión. Si las costillas sobresalen, significa que tu gato podría tener bajo peso. En cambio, si te resulta difícil sentir las costillas, tu gato podría tener sobrepeso.
  2. Muévete lenta y cuidadosamente hacia la cintura de tu gato. Cuando te mueves hacia las caderas debe sentirse como una forma de reloj de arena. Un gato con sobrepeso no tiene esto.
  3. Ahora es el momento de echar un vistazo a la barriga. Algunos gatos puede que esto no les guste, así que ten cuidado y observa el lenguaje corporal de tu mascota. Cuando toques la barriga de tu gato debe haber una línea recta en sus caderas. Es normal que los gatos tengan un poco de arqueo en la barriga, pero si se hace más grande y cuelga puede ser síntoma de sobrepeso.

Y recuerda que, si tienes cualquier duda, siempre debes consultar con tu veterinario.